Fórmula 1

publicidad
13 de marzo de 2013 • 11:35 • actualizado a las 11:38

Más seguros, pesados y rápidos, así son los autos de F1

Los autos del 2013 en la F1 brindarán un mayor espectáculo a todos los aficionados al deporte motor.
Foto: AFP
 

Los autos que rodarán en las pistas de Fórmula 1 para la temporada 2013 podrían resumirse en tres conceptos: más seguros, más pesados y más veloces. Desde el 2009 no han sufrido grandes cambios técnicos y en los neumáticos lograron mejoría de medio segundo.

Para el 2014 habrá una avalancha de cambios en el reglamento y en la presente temporada los equipos buscarán sacarle el mejor provecho a sus autos y eso significa un segundo y medio más de velocidad en los circuitos de la F1.

Buena parte de la culpa la tienen los nuevos neumáticos Pirelli, más blandos que la temporada pasada, y con una mejoría de 0.5 segundos entre cada uno de los cuatro compuestos de seco. Tanto es así, que Fernando Alonso ha mejorado 1.8 segundos su mejor tiempo respecto a 2012 en el mismo circuito (Montmeló) y calzado con un compuesto más duro, es decir, menos veloz.

Pero no todo es positivo con los neumáticos ultrablandos y es que se desgastan más rápido y para el Gran Premio de Australia se tienen previstas tres paradas en los pits.

Como son también más pesados, ya que han cambiado su estructura interna, la FIA aumentó el peso mínimo de los coches en dos kilos, hasta 642, dejando siete libres de lastre para jugar con los pesos.

Con respecto a la temporada anterior, los vehículos serán más seguros por varias mejoras en la célula de supervivencia con una estructura antivuelcos, además de mayor rigidez. Ahora tienen que soportar un peso vertical de 100 kilos en dos puntos distintos sin doblarse más de un centímetro.

Terra Terra